Herencia intestada: ¿Cómo determinar a los herederos en ausencia de testamento?

Herencia intestada: ¿Cómo determinar a los herederos en ausencia de testamento?

Herencia intestada

La herencia intestada, o herencia sin testamento, es aquella que se produce cuando no existe el testamento legal, creado con anterioridad al fallecimiento y en el que se contemplan los deseos expresos del fallecido. Es entonces cuando la legislación establece un marco claro para determinar quiénes son los herederos. Aunque este proceso no debe acarrear ningún tipo de problema, es conveniente contar con el asesoramiento de abogados especialistas en herencias para evitar confusiones y problemas que puedan surgir durante el reparto de herencias sin testamento. En este artículo, vamos a explorar los procesos y leyes involucradas en la identificación y correcta distribución de este tipo de herencias.

¿Qué es y cuándo se produce una herencia intestada?

Ya hemos visto que una herencia intestada es aquella en la que no existe un testamento en el que aparezcan los deseos expresos del fallecido. Es entonces cuando se debe determinar quiénes van a ser los beneficiarios del patrimonio, los llamados “herederos legales”. 

La legislación española regula las herencias intestadas a través de los artículos 912, 913 y 914 del Código Civil; también en el 55 y 56 de la Ley del Notariado. En ellos se encuentran los casos concretos en los que se considera la existencia de una herencia intestada. Los más habituales son:

  • La persona fallecida no ha realizado testamento.
  • Si el testamento es considerado nulo o ha perdido validez.
  • Si no especifica claramente a quién corresponde la herencia.
  • Incapacidad del heredero.
  • Si el heredero fallece antes que el testador.

Proceso de determinación de los herederos

Cuando una persona fallece sin dejar testamento, el primer paso en el proceso de determinación de herederos suele implicar la intervención de un notario. El notario llevará a cabo una serie de actuaciones para identificar a los herederos legales. Este procedimiento incluye la recopilación de información sobre los familiares del fallecido y la verificación de sus derechos sucesorios según la legislación vigente.

Orden de sucesión según la Ley

Línea recta descendente

Hijos nacidos en la unión matrimonial y también los extramatrimoniales. No se distingue sexo ni edad y son considerados herederos por derecho y a partes iguales. Si alguno de los hijos hubiera fallecido, pasará a los nietos.

Línea recta ascendente

Si el fallecido no tuviera hijos ni nietos, pasaría a sus padres. En el caso de no tenerlos, los beneficiarios serían los abuelos.

Cónyuge

En el caso de no existir familia directa, ni descendientes ni ascendientes, el cónyuge viudo sería el siguiente para recibir la herencia del fallecido. De todos modos, aunque existan, puede tener derecho al usufructo de su parte legal hasta su fallecimiento.

Colaterales

Si no existen descendientes, ascendientes ni cónyuge, los siguientes son los hermanos, sobrinos, tíos y primos

Estado

Si ninguna de las circunstancias anteriores se produjeran, entonces sería el Estado el que heredara los bienes del fallecido. 

Participación de los herederos en la herencia intestada

Una vez que se determina los herederos legales, estos tienen el derecho de aceptar o renunciar a la herencia. En caso de aceptación, la distribución de los bienes y activos del difunto se llevará a cabo según las normativas establecidas en el Código Civil. Es crucial que los herederos conozcan sus derechos y obligaciones en este proceso, ya que la aceptación de la herencia también implica asumir las deudas y obligaciones del fallecido.

Si un heredero decide renunciar a la herencia, sus derechos se redistribuirán entre los demás herederos según las reglas de sucesión intestadas. Nuestra recomendación es buscar asesoramiento legal para tomar las mejores decisiones y evitar complicaciones futuras.

El reparto de herencias sin testamento no tiene que resultar un proceso complicado si se siguen las directrices legales que marca la legislación española. A pesar de ello, las herencias suelen ser motivo de conflictos entre las familias y herederos, lo que retrasa el procedimiento y genera tensiones innecesarias. Para que esto no suceda, desde Abogados Especialistas en Herencias, recomendamos buscar asesoría legal desde un principio, presentándose como un recurso valioso para garantizar un proceso sucesorio sin complicaciones.

¡Comparte este artículo!